sábado, 5 de noviembre de 2016

postheadericon [LUTO] Falleció el hincha baleado por parciales de Nacional en Santa Lucía

Tras luchar por su vida durante más de un mes en un CTI, Hernán Fioritto dejó de existir a los 20 años de edad. La AUF suspendió de inmediato todas las actividades previstas para el fin de semana.


Lamentablemente debemos informar el fallecimiento de Hernán Fioritto, el hincha de Peñarol que fuera cobardemente atacado a balazos por parciales de Nacional el pasado 28 de septiembre en la localidad canaria de Santa Lucía. 

Luego de permanecer más de un mes en terapia intensiva producto de las graves lesiones sufridas, finalmente el joven de 20 años dejó de existir el viernes por la noche.

Ante la gravedad de la situación el Consejo Ejecutivo de la Asociación Uruguaya de Fútbol decidió suspender de inmediato todas las actividades previstas para el fin de semana.

Así mismo, Peñarol decretó que mantendrá bandera a media asta en todas las instalaciones y campos de juego en los que se presente el primer equipo hasta la finalización del Campeonato Uruguayo Especial, así como también dispuso la utilización de un brazalete negro en todas las divisionales y disciplinas hasta fin de año. 

Cabe recordar que en el episodio que originó su muerte, Fioritto junto a otro grupo de hinchas Carboneros festejaban pacíficamente el reciente aniversario del club en la plaza principal de su ciudad, cuando sorpresivamente fueron emboscados por un conjunto de delincuentes identificados con indumentaria del Club Nacional de Fútbol los que arremetieron a balazos con el objetivo de hurtar banderas. 

Hernán no fue el único baleado aquella noche ya que hubo otros dos heridos, uno de ellos sin gravedad y que se recuperó rápidamente, pero también otro al que le debió ser extirpado un riñón. 

Tras un largo proceso de investigaciones policiales finalmente quince personas fueron procesadas con prisión por este hecho bajo dos delitos de  homicidio en grado de tentativa en reiteración real y un delito de lesiones personales.

Ahora, tras el deceso de Fioritto, el caso dio un giro y las penas de los detenidos serán mayores. Otras dos personas siguen siendo buscadas por las autoridades aunque se presume que podrían haber dejado el país.  

Vale la pena destacar que el dictamen judicial establece que los parciales Tricolores autores del crimen organizaron el mismo en la sede de la Avenida 8 de Octubre, lugar desde donde partieron rumbo a Santa Lucía. Varios de ellos tienen estrecha relación con la agrupación “Colectivo 7411”, el cual se dedica a organizar los recibimientos del equipo Albo durante los partidos. 

Dejando de lado nuestra labor informativa, nos vemos obligados a expresar nuestras sensaciones como ciudadanos uruguayos. Con profundo dolor afirmamos que, cuando en febrero de 2012 comenzamos esta aventura que es Carbonero Digital, jamás imaginamos tener que relatar un hecho tan escalofriante como este.

Resulta muy difícil encontrar palabras que expliquen por qué un chico joven, sano, buen hijo y buen amigo, ve truncada su vida cuando en el camino todavía le esperaban muchas cosas por hacer, sentir, disfrutar y sufrir. 

Mucho menos podemos siquiera considerar el sufrimiento de una familia que se ve destrozada por culpa de lo que debería ser algo hermoso como lo es el fútbol, pero que sin embargo hoy ve como el destino le arrebata a un ser querido. 

Sinceramente, no hay palabras que transmitan este inmenso vacío, el cual deberíamos sentir todos sin importar las camisetas. Que esta muerte no sea en vano. Que sea el comienzo de una reflexión para que TODOS juntos y sin resentimientos, comencemos a transitar el camino de la paz, ese camino que nos hizo enamorarnos de una pelota, ese camino que no entiende la filosofía del “aguante”, ese camino que tiempo atrás nos llevó a lucir con orgullo todos los logros deportivos que hoy pregonamos. 

Que los dirigentes asuman su parte y de una vez por todas dejen de alimentar este gran monstruo de la violencia que hoy nos ataca como sociedad. Que las autoridades competentes colaboren con ellos y sean estrictos con quienes rompen las reglas establecidas. Que nosotros los periodistas no hagamos crecer esa “bola de nieve” absurda con temáticas irrelevantes que sólo provocan odio y fanatismo. Que los hinchas del deporte amen a su club y que lo defiendan con pasión, pero que bajo ninguna circunstancia cometan atrocidades en nombre de “la pelota”. 

De nuestra parte, así como también de todo el pueblo Peñarolense y el uruguayo, vaya un apretado abrazo y mucha fuerza a la familia y amigos de Hernán Fioritto. ¡Hasta siempre Carbonero! QEPD. 



0 comentarios:

Video Destacado

LAS NOTAS MÁS DESTACADAS

  

Buscador

RECIBÍ LAS NOTICIAS POR MAIL

Blog Archive

Con la tecnología de Blogger.